Globalia
Andrea Lisbona, fundadora de Touchland. Imagen: Touchland
Andrea Lisbona, fundadora de Touchland. Imagen: Touchland

La startup española de gel desinfectante que vende 10.000 unidades al día

Touchland, una ‘startup’ de geles desinfectantes de bolsillo fundada por la española Andrea Lisbona ha aumentado un 800% sus ventas por el coronavirus.

La barcelonesa Andrea Lisbona comenzó con 24 años a trabajar en el sector del gel desinfectante, una industria a la que quiso dar un giro. Touchland es una startup con una propuesta diferente que incluye geles con ocho perfumes diferentes y un diseño cuidado. Pretendía así “cambiar una categoría anticuada”.

Sus coloridos geles desinfectantes llevaban posicionados en Estados Unidos desde 2017, y se convirtieron en virales durante las últimas semanas en el mundo asiático desde que los utilizara la estrella del K-Pop surcoreano Lee Min-hyuk, pero la crisis del coronavirus han disparado aún más sus ventas.

“Estamos experimentando un crecimiento de las ventas del 800% y vendiendo una media de 10.000 unidades diarias de ‘Power Mist’ (gel desinfectante de bolsillo)”, ha admitido Lisbona en declaraciones a la revista estadounidense Forbes.

Un crecimiento global por una situación sobrevenida como la epidemia del coronavirus, que esta emprendedora considera “una oportunidad para comunicar y educar” a la población, que está “reconociendo la importancia de la higiene personal y la desinfección de las manos”.

Una startup española triunfando en Estados Unidos

El proyecto de esta emprendedora formada en administración de empresas y diseño cruzó el charco de España a Estados Unidos en 2017, cuando alcanzó un acuerdo con la multinacional Zobele, el gigante italiano de cosméticos, ambientadores e insecticidas. Esta empresa tiene más de 4.500 empleados en todo el mundo y es proveedor de las principales marcas de consumo.

“Pensamos que Touchland es disruptivo y que innovaba en una industria masiva mundial: la desinfección personal”, apunta el director ejecutivo de esta compañía, el italiano Roberto Schianchi, en la web de la startup.

La compañía también se apoyó en una campaña de financiación en Kickstarter con la que recaudó más de 67.000 dólares en 2018, y la venta del 10% de la empresa les permitió recaudar 800.000 dólares más para apoyar el salto americano.

Entre las ventajas que Touchland asegura que tiene su producto no solo está el diseño, sino también su configuración como espray, lo que supone más de 500 usos por cada unidad, veinte veces más, afirman, que los geles tradicionales de bolsillo.

Por otra parte, la compañía también cuenta con un dispensador sanitario, denominado ‘Kub’, pensado para oficinas o establecimientos públicos, que utilizan compañías como la empresa de espacios de trabajo compartido WeWork.

La startup, que cerró recientemente una ronda de financiación de 1.750 millones de dólares, según varios medios, reinvierte una parte de sus ganancias en una labor social, ya que dedica el 5% de sus beneficios a enviar sus productos de gel desinfectante a países en vías de desarrollo, donde los problemas de sanidad generan infecciones y mortalidad infantil.

Miguel Ángel Moreno