Globalia
Panel de aeropuerto
Foto: Andreas160578 / Pixabay

Aeropuertos europeos: 12.300 millones para respirar

El Consejo Internacional de Aeropuertos Europeos alerta de los riesgos para la UE, incluida una menor capacidad de descarbonizar.

Más de la mitad de los aeropuertos más congestionados del mundo están en Europa. No invertir en ellos afectará su capacidad para descarbonizar, al tiempo que comprometerá la posición competitiva de la Unión Europea, amenazará la convergencia económica y los beneficios completos del mercado único. Son algunas de las conclusiones del Tercer Simposio sobre inversiones aeroportuarias, celebrado esta semana en Bruselas. Allí se precisó que el viejo continente se enfrenta a una brecha de inversión aeroportuaria de 12.300 millones de euros en los próximos cinco años. A esto se sumará un déficit del 12% entre la inversión aeroportuaria necesaria y realizada desde 2013, en un contexto de inversiones generalmente rezagadas en infraestructuras de transporte.

En junio, los aeropuertos europeos se comprometieron a lograr emisiones cero de CO2 para 2050, basándose en el trabajo realizado durante los últimos diez años para reducir las emisiones de carbono sobre las cuales tienen control a través del programa de Acreditación de Carbono del Aeropuerto. Pero lograr ‘Net Zero‘ requerirá nuevas inversiones significativas para descarbonizar tanto sus instalaciones (edificios) como sus flotas de vehículos.

«La modernización de las terminales de pasajeros existentes y el desarrollo de otras nuevas con los más altos estándares de eficiencia energética requerirán al menos 25.900 millones de euros en inversiones adicionales. Si bien esto generará importantes ahorros en tiempo extra en términos de costos operativos, estos ahorros solo se materializarán si se realizan estas inversiones y una vez que se hayan realizado», dijo Olivier Jankovec, director general del Consejo Internacional de Aeropuertos Europeos (ACI Europe). Esta entidad es la organizadora del encuentro en colaboración con la Asociación Mundial de Inversores de Infraestructura (GIIA).

Inversión privada

ACI señala que dado que los gobiernos «ya no están dispuestos o no pueden financiar el desarrollo aeroportuario y las normas de ayuda estatal de la UE limitan su capacidad para hacerlo», la inversión aeroportuaria en Europa se ha vuelto esencialmente corporativa y cada vez más privada en los últimos veinte años.

«Al mismo tiempo, el fuerte crecimiento de la demanda, la evolución del mercado y los factores externos han llevado a que las necesidades de inversión en aeropuertos aumenten y se vuelvan más diversas. Estos ahora van desde capacidad, conectividad y calidad hasta seguridad y protección, así como digitalización e integración de ATM, intermodalidad y, por supuesto, sostenibilidad, resistencia al clima y descarbonización», señala la ACI.

Por ello «las prioridades de hoy deben ser sobre sostenibilidad, capacidad e interés del consumidor. Ya es hora de que los reguladores comiencen a centrarse en estos, en lugar del interés de las aerolíneas», concluyó Jankovec.

El simposio reunió a operadores de aeropuertos, inversores institucionales, asesores financieros y aerolíneas junto con representantes de la Comisión Europea, el Banco Europeo de Inversiones (BEI), Eurocontrol y Estados de la UE.

Globalia.com